Menu

El secreto del Viaducto Martín Gil emerge de las aguas

Foto: Rafael Lorenzo Foto: Rafael Lorenzo

El bajo nivel de las aguas del embalse de Ricobayo (Río Esla) deja al descubierto los restos de una de las catástrofes ferroviarias más importantes de nuestro país y provincia.

Historia del Viaducto Martín Gil

En octubre de 1942 es inaugurado el viaducto por Francisco Franco, en su calidad de Jefe del Estado. La obra se convirtió en récord mundial por el arco de hormigón principal, al ser el de mayor luz de su época. Este récord permaneció hasta el año 1953.
Con posterioridad a su puesta en marcha, este viaducto fue testigo de uno de los trágicos accidentes de la historia ferroviaria española. En una noche de octubre de 1964, el tren de mercancías con destino a Zamora, y cargado con más de cien kilos de material pirotécnico, tuvo un accidente. El tren sufrió una fortísima explosión que afectó a pilastra que hay justo al finalizar el arco del viaducto. Como consecuencia ocho vagones caen al fondo del embalse; salvándose del efecto arrastre la locomotora y el resto de vagones que pudieron llegar a la estación más cercana, la de Andavías. El triste suceso también contó con daños personales, heridos como consecuencia del incidente, y el fallecimiento de un mozo de tren

El viaducto Martín Gil, es un viaducto ferroviario español situado sobre el embalse de Ricobayo (río Esla), a la altura de los municipios de Manzanal del Barco y Palacios del Pan.
Este viaducto, fue realizado en los años 30 y 40 del pasado siglo XX, es uno de los más espectaculares de España y fue el mayor viaducto del mundo de arco hormigonado en el momento de su construcción. Cuenta con una luz libre de 192,4 m, 209,8 m de luz teórica y una flecha de 63 m. Sobre el viaducto transcurre la línea de ferrocarril Zamora-La Coruña.
El nombre del viaducto "Martín Gil", se debe en recuerdo del ingeniero que ideó el proyecto y que falleció durante su ejecución. 

volver arriba

Secciones

Magazine

Deportes

Zamora News

Social Media

Canales ZN