Menu

La Alianza UPA-COAG califica como indignante la ruina que sufren los ganaderos de leche de Castilla y León

  • Escrito por 
La Alianza UPA-COAG califica como indignante la ruina que sufren los ganaderos de leche de Castilla y León

La Alianza UPA-COAG denuncia la situación de crisis que están atravesando los ganaderos de leche de Castilla y León que perciben precios ruinosos, incluso inferiores a los de hace treinta años.

Según un análisis hecho por nuestra organización agraria el precio percibido por los ganaderos de vacuno de leche de nuestra región este verano está siendo de 0,31 euros/litro cuando en el año 1988 el precio alcanzaba los 0,32 euros/litro.

La situación en el ovino de leche no es mejor. Hace tres décadas los ganaderos percibían 0,73 euros/litro, mientras que ahora el precio medio apenas llega a los 0,62 euros/litro.

Por su parte el sector productor de caprino de leche está sumido en una crisis de precios muy relevante, con cotizaciones que de media apenas superan los 0,55 euros/litro y que no permiten cubrir los costes de producción.

La Alianza UPA-COAG denuncia la situación insostenible que están sufriendo los ganaderos de Castilla y León, sometidos a la posición de dominio de las industrias, que siguen ampliando sus cuentas de resultados a costa del eslabón más débil de la cadena. Además, parte de la Industria está haciendo una mala praxis en la toma de muestras al ganadero, puesto que paga por calidades de la leche que están por debajo de las calidades reales que entregan los ganaderos.

Nuestra organización considera inasumible por mucho más tiempo mantener la actividad profesional ganadera con estos precios que no permiten cubrir los costes de producción. Se da la situación de que la leche de vaca, oveja y cabra se paga mucho más barata en España que en el resto de Europa y en países tradicionalmente excedentarios.

Según datos del Observatorio del Mercado de la Leche de la UE el precio medio para los ganaderos europeos por la leche de vaca es al menos dos céntimos superior al que perciben los de nuestro país, mientras que los ganaderos de caprino de Castilla y León denuncian que en otros países europeos se pagan hasta quince céntimos de euro por litro más que en España.

La ALIANZA UPA-COAG recuerda que esta situación de ruina económica se produce en un contexto donde en las últimas tres décadas los ganaderos de Castilla y León han tenido que modernizar las explotaciones con infraestructuras y mecanización muy costosa, teniendo que sacar las instalaciones fuera del casco urbano. Han tenido que adaptarlas a la normativa europea en cuanto a sanidad y bienestar animal se refiere con modernísimas instalaciones, alcanzando niveles máximos para garantizar la mejor calidad del producto para los consumidores, y han perdido un patrimonio económico y personal muy importante con la desaparición de las cuotas lácteas.

Nuestra organización se pregunta si los responsables directos de que esté ocurriendo tamaña injusticia, como la Industria y Distribución, en sus cuentas de resultados los ingresos son los mismos, incluso menos, hoy que hace 30 años. Seguro que no, mientras que los ganaderos viven su particular pesadilla año tras año sometidos a lo que dictan las grandes multinacionales y empresas del sector lácteo y agroalimentario.

En cuanto a las soluciones a adoptar, recordemos que el artículo 172 de la Ley Agraria de Castilla y León en relación al defensor de la cadena alimentaria, en el apartado 3, dice textualmente que esta figura "velará por el mantenimiento de un precio que cubra al menos los costes de producción, como garantía del equilibrio de las partes contratantes en las relaciones comerciales propias de la cadena alimentaria, evitando que la posición dominante del distribuidor y comprador de la mercadería impida negociar el términos de igualdad las prestaciones en que consista el acuerdo comercial. En este sentido, denunciará los supuestos detectados de compras de productos agroalimentarios con pérdida para el vendedor de los mismos".

Los ganaderos exigen soluciones a las administraciones públicas central y regional en forma de medidas concretas de gestión de crisis duraderas como la que denunciamos, además de controles de prácticas ilegales como la venta a pérdidas o la banalización que se está realizando en un sector como el lácteo, que sin embargo cuenta en Castilla y León con productos de altísimo valor añadido, muy valorados tanto en el mercado interior como en el exterior.

volver arriba

Secciones

Magazine

Deportes

Zamora News

Social Media

Canales ZN