Menu

Nuestro primer día de la madre...sin mamá

Nuestro primer día de la madre...sin mamá

No era el día y no vamos a maldecir el Viernes Santo porque el Señor murió ese mismo día, esa misma jornada se nos rompió el alma, el corazón, y parte de nuestras vidas, muchos momentos y recuerdos parece que se fueron con ella, pero seguro que seguirán vivos con nosotros...allá donde estés, mil besos y todo nuestro amor, por todo, gracias mamá.

Eran las 4:30 de la tarde la hora en la que la Vera Cruz tendría que haber salido del Museo de Semana Santa. Pero este año quiero pensar que la procesión no salió porque mamá se despedía de este mundo y había luto por ella, que iluso y que momento más extraño y raro de una Semana Santa que no fue. Pero, también ocurrió en las Semanas Santas de todo el mundo. que hicieron homenaje a todos los que perdieron la vida a cuenta de este bicho que o nos hace cambiar de una vez por todas o será mejor bajarse de ser humano.
Quiero pensar que todo esto ha tenido un sentido, y que la ineptitud de la panda de mandatarios que tenemos... (Ni un segundo pierdo en ellos) porque como
Mamá decía: " el mejor desprecio es el no aprecio y el olvido, en su desgracia y en sus egos, lo sienten a diario".  los_cuatro_mami.jpg

  Es nuestro primer año sin poder mandarle sus perfumes, sus cremas, sus maquillajes y lápices de ojos y pintalabios, esos de los que sus nietas eran partícipes y elegían para su yaya.
Solo mi hermana tuvo el privilegio de poder despedirla, eso sí entre tubos y plásticos, pero con la valentía que da el ser enfermera y con la fuerza que no sé de donde sacó tras cinco días en vela, y sin separarse de ella ( todo un privilegio, porque muchos afectados de COVID-19 no pudieron tener a un ser querido cerca). También estuvo mi cuñado "el mequido" como lo siguen llamando sus sobrinas, él fue el encargado de hacer esa llamada que ninguno quisimos que ocurriera,..." Tu madre no pudo aguantar más"...y se rompió llorando como un niño, lloramos juntos.

 Mamá me dijo adiós la noche antes, lo hablamos, ella lo sabe y le dije que fue la mejor madre del mundo. La noche fue la de no dormir en Zamora, escuchamos juntos el Miserere en la distancia... se lo canté por última vez. A las 5 de la mañana revivimos en una larga videoconferencia nuestra especial levantada del 5 de Copas y a las 8 y algo vimos las reverencias ante nuestra Sole, mi hermana teléfono en mano hizo de transmisora...

Rezamos y descansamos, poco, eso si, porque se avecinaba el momento de abandonar este mundo para desde el otro, y acompañada por nuestro "Javierico" nuestro primo el que vivía en Madrid y era y es, nuestro especial por su down, por su sonrisa y cariño, de cogerse de la mano y pasar el trance, ese que todos tendremos que pasar una vez, de la vida a la muerte o a la otra vida, según creencias y creyentes religiones y penasmientos.
Para mi "hermanica" ha sido muy duro y hasta de su profesión y vocación ha dudado, pero ella no sabe que mamá la ayuda a salir del bache lógico, y también de esa desesperación y angustia, de ese: "Si no fui capaz de sacar a mamá adelante de que sirve mi profesión y sacrificio de tantos años".
Sentimiento duro pero normal, madre no hay más que una y todo lo humano duele, las pérdidas son irreparables y cuesta superarlas o muchas veces llegarlas a entender.
 Este año será el primero en el que no podremos abrazarte y darte las gracias por habernos dado todo, este año, soñaré con tus "sopicas de ajo", con tus guisos y con ese... "Ha venido el niño y me ha traído un regalo Jose". Jose, mi padre, aún no sabe que mamá ya no está, él cree que sigue en Ciudad Real y que irá pronto a verla y yo lo llevaré y... Pero esta vez será distinto.

Mamá vendrá pronto de otra forma, en una urna, e intentaremos hacer un funeral en nuestra parroquia con nuestro Jesús Campos, que no nos ha dejado de dar sus consejos y cariño sacando tiempo de no sé donde...y rezaremos, aunque sea solo una oración, o su Rosario de diario, y será por ella y por todos los que durante estos meses han fallecido por culpa de esta pandemia y por la ineptitud de esos que nos gobiernan, los maldigo por ello, a ellos sí.

Este año será el primero sin poder felicitar a mi madre y serán miles de personas las que estarán en la misma tesitura, no somos egoístas, a todas ellas les repartimos todo nuestro cariño y ternura, también todo nuestro ánimo.

Mamá, tendrás también este año, tus regalos, que son nuestras memorias cargadas de todo lo que nos diste y aprendimos a diario para luego trasladar a los demás. Ser buenas personas fue tu legado, intentaremos no defraudarte.

Mamá te quiero y a la abuela Kuka, a la tía Tere, a la tía Mari...y a todas las madres que seguro que hoy juntas cuidáis desde allí de todos nosotros.

volver arriba

Secciones

Magazine

Deportes

Zamora News

Social Media

Canales ZN