Menu

Aníbal Núñez, el color de las palabras

  • Escrito por 
Un momento de la mesa redonda celebrada en el Museo Provincial Un momento de la mesa redonda celebrada en el Museo Provincial

Una exposición y una mesa redonda recuerdan la obra del "salmantino más zamorano"

Acercar la huella de Aníbal Núñez a Zamora, la tierra a la que siempre volvía. Ese es el objetivo de la mesa redonda celebrada en el Museo Provincial sobre su figura y su obra, que contó con la intervención de los poetas Tomás Sánchez Santiago y Luis Javier Moreno, y con el escritor Aníbal Lozano.

 

Lozano, responsable de ediciones de la Diputación de Salamanca, partió del libro de Fernando Rodríguez de la Flor al señalar que la obra de Núñez es ya "la de un clásico". "Una obra que no se puede entender sin la capacidad creativa de alguien que tenía la posibilidad de generar concepción plástica". Recordó que su aproximación a Núñez tuvo lugar en el año 84 y que en el año 86 la Diputación salmantina le propuso llevar a cabo una antología de cuentos que no se pudo realizar. "Acercarse a su obra es absolutamente necesario y hay que recuperar la dignidad no sólo por sí mismo, si no por su obra, que ya es un clásico".

Luis Javier Moreno, fraternal amigo de Aníbal Núñez, destacó que su obra "tiene una presencia cada vez mayor", refiriéndose a la antología de Cátedra o a una reciente traducción al inglés. También aludió a la relación del dicurso poético con el ejercicio del arte. La influencia de su padre, el fotógrafo José Núñez Larraz, determinó su inclinación al dibujo en la escuela de San Eloy. Corría el año 67 y fue entonces cuando se encuentran en Salamanca. Moreno recordó que fue el propio Aníbal quien le animó a publicar poemas en 1968 y a partir de entonces no se separaron hasta su muerte. "Su casa era mi casa", dijo. Tras evocar escenas familiares e íntimas, el poeta recordó su segunda etapa pictórica y empiezan a frecuentar a Zacarías y a hacer collage. La tercera etapa, señaló, es la de paisajes, floreros y bodegones. "En la última estapa de su vida no pintó mucho, pero sí escribía".

En cuanto a Tomás Sánchez Santiago, el poeta se refirió a la interrelación entre pintura y poesía en la obra de Aníbal. "Mi relación era incómoda -dijo- porque a mí Aníbal me daba miedo porque podía establecer una relación de lo más insospechada. Es la persona que más fobia le tenía de las que he conocido a todo lo convencional. No he conocido a nadie tan radical e insobornable. Nunca mentía". "La manera de escribir de Aníbal -resaltó- era como si el poema fuera un cuadro, como si la palabra fuera el color".

La mesa redonda fue moderada por la periodista Concha San Francisco, prima carnal de Aníbal, descendiente de la Tierra del Vino, y una de las principales impulsoras del homenaje a su obra y figura en Zamora.

Prórroga de la exposición

Exposición sobre Aníbal NúñezEl Museo Provincial de Zamora acoge desde el pasado mes de junio una muestra en torno a la persona y a la obra poética y pictórica del salmantino, vinculado a Zamora hasta su prematura muerte en 1987, a los 43 años de edad.

La exposición está conformada por obras del Museo de Salamanca y de colecciones particulares y aunque iba a ser clausurada este mes de octubre, será prorrogada hasta principios del mes de noviembre. La muestra puede ser visitada de martes a viernes, de 19 a 21 horas, los sábados de 12 a 14 y de 17 a 20 horas; y los domingos, de 12 a 14 horas.

volver arriba

Secciones

Magazine

Deportes

Zamora News

Social Media

Canales ZN