Logo
Imprimir esta página

El C.B Zamora evita la relajación ante Morón para entrar con mejores condiciones a la fase de ascenso

El C.B Zamora evita la relajación ante Morón para entrar con mejores condiciones a la fase de ascenso

No está todo hecho para el C.B Zamora después de la victoria ante Navarra que le permite entrar en la fase de ascenso a LEB Oro. Un partido que preocupa a Saulo Hernández por la posibilidad de la relajación de los jugadores ante un equipo que se está jugando entrar en los play off.

Una "faena", así definía Saulo Hernández cómo ha sido la semana a nivel deportivo. El técnico azulón ha transmitido su desconfianza ante la sensación de que "no nos juguemos nada", cuando es, precisamente, un partido fundamental de cara a la fase de ascenso. "No se le está dando la importancia que tiene" señalaba Hernández que considera que la afición ya piensa en la fase de ascenso y es este sábado cuando realmente comienza.

Sobre la plantilla y cómo afrontan el partido, Saulo Hernández reconocía que está influida por todos y cada alabanza puede debilitar al jugador. Es consciente de que la plantilla de la que dispone juega muy bien, incluso en Navarra posiblemente disputasen los mejores 38 minutos de la temporada, pero la "explosión de júbilo al acabar" puede hacer que "tardemos un poquito en recuperar la competitividad". Añadía el técnico que en caso de darse una derrota ante Morón "me dará mucha rabia".

La enfermería durante esta semana está al completo: Ryan Nicholas con 39ºC de fiebre, igual que Jarillo; Iza también tiene molestias y Anthony Libroia con la espalda en mal estado, además de Biel que sigue en recuperación. Con esta situación, el C.B Zamora tendrá que buscar un partido diferente si no llegan a tiempo las bajas. Morón es un equipo con un perfil muy parecido a los zamoranos, imprimiendo mucho ritmo pero con la diferencia en el puesto de base, donde tienen dos jugadores: Corrales y Marco, que cuentan con experiencia en LEB Oro y son los que suelen marcar el ritmo del partido.

UNAI MENDIKOTE

Por su parte, Unai Mendikote reconocía que haber conseguido el objetivo de la permanencia da relajación para ir a una fase en la que solo se aspira a ascender. Unos play off que el equipo afronta después de haber cuajado "un mes o mes y medio trabajando muy duro y bien", obteniendo buenos resultados como recompensa a la buena preparación.

Sobre el partido del sábado, Mendikote coincidía con Saulo Hernández en que la victoria es fundamental para pasar a la siguiente fase con tres o cuatro victorias, a lo que se suma la racha de cuatro victorias consecutivas que puede incrementarse y seguir con la "buena dinámica".

A nivel individual, Mendikote restaba importancia a su aportación para alabar el juego colectivo. "Queremos el mismo objetivo" señalaba el jugador vasco que saca el rendimiento personal debido al éxito colectivo, "los compañeros hacen su trabajo y facilitan a los demás", añadía el jugador del Innova Chef. Una de las claves para afrontar la fase de ascenso es que "no dependemos de uno o dos jugadores", midiéndose a equipos "con mucho dinero" en el que el compromiso puede ser inferior al que muestran cada fin de semana los chicos del C.B Zamora.

"Desde el primer día nos comprometimos a ir al máximo y se ve reflejado en cada partido" destacaba Unai Mendikote, que saldrá a dar al máximo este sábado ante Morón.

Contacto © CEI Zamora 69 S.L. Todos los derechos reservados. I&G